El PP de Bilbao solicita impulsar infraestructuras mecánicas para acercar el acceso a las futuras paradas de metro de la Línea 4

El PP de Bilbao solicita impulsar infraestructuras mecánicas para acercar el acceso a las futuras paradas de metro de la Línea 4

Partido Popular de Bilbao ha presentado una proposición para su debate en el próximo Pleno en la que propone impulsar las infraestructuras mecánicas como escaleras, rampas, ascensores u otro similar que corresponden a competencia municipal del Ayuntamiento de Bilbao, con el fin de acercar a las bocas de metro previstas en el proyecto de la Línea 4 a los vecinos de zonas que no tendrán parada.

“Las zonas como Zabálburu, parte baja de Irala, San Adrián, Uretamendi, Betolaza y Circunvalación, quedarán muy apartados de las futuras paradas de metro y sus vecinos nos demandan infraestructuras que les acerquen a los accesos del Metro de Rekalde”, ha declarado la portavoz popular de Bilbao, Raquel González.

Los populares insisten además que estos proyectos de accesibilidad y movilidad mecánica municipales son complementarios al proyecto del metro y por tanto no tienen que interferir ni suponer ninguna demora en la redacción y ejecución del proyecto de línea 4 de Metro, con la licitación del proyecto prevista para el primer semestre de 2022.

El metro a Rekalde e Irala: Reivindicación histórica

Según ha recordado el PP, vecinos y colectivos llevan más de 20 años reclamando que el metro llegue a Rekalde e Irala.

Ahora que parece que esta realidad está más cerca, se ha abierto un proceso participativo para elegir entre dos proyectos, siendo el que dispone de paradas en Rekalde e Irala, el que cuenta con el respaldo mayoritario y amplio de los vecinos, asociaciones y partidos políticos.

“En base a este proyecto, no se permite hacer ni incorporar modificaciones sustanciales, pero sí es posible alcanzar compromisos por parte del Ayuntamiento de Bilbao para que amplias zonas de algunos barrios importantes y sus vecinos, como Zabálburu, parte baja de Irala, San Adrián, Uretamendi, Betolaza y Circunvalación, entre otros, tengan las futuras paradas de Metro más cercanas y accesibles con elementos mecánicos como escaleras, rampas o ascensores tanto en superficie como soterrados, que dependen exclusivamente del impulso y compromiso del Ayuntamiento de Bilbao”, ha anunciado González.

Por todo ello, al ser proyectos que se pueden elaborar e impulsar de manera paralela e independiente al proyecto principal de la Línea 4 de Metro, los populares consideran que, una vez confirmada la ubicación de las futuras paradas, estas infraestructuras mecánicas pueden licitarse y de manera que estén listas en el momento de la inauguración de la futura línea 4.